HERRERA Y NARCOFISCAL EXTORSIONARON CON 10 MDP A FAMILIA DEL EMPRESARIO SECUESTRADO ROBERTO ABOUCHARD

A más de un año del secuestro del empresario ROBERTO ABOUCHARD VALDÉS, quien está capturado por la delincuencia organizada desde el 11 de febrero del año pasado, su familia fue extorsionada por los hermanos HERRERA TELLO con 10 millones de pesos a cambio de supuestamente gestionar su liberación, pero no hicieron nada.

El secuestro de ABOUCHARD atrajo la atención de los medios de comunicación nacionales; para calmar las aguas y de paso embolsarse dinero de la mafia, la familia de la víctima fue extorsionada por el narcocandidato bisexual del PAN-PRI-PRD a la gubernatura de Michoacán, el bocón, narcisista, proxeneta, perdedor, malvibroso malacopa, miserable y malagradecido divo CARLOS HERRERA TELLO, alias EL GARCÍA LUNA DE MICHOACÁN.

El bisexual y su hermano GALILEO HERRERA, cerebro financiero del CÁRTEL DE LOS HERRERA TELLO, le exigieron a la familia ABOUCHARD 10 millones de pesos para gestionar la liberación del empresario, cosa que jamás ocurrió.

Junto al malvibroso malacopa y su hermano, participó en la extorsión y repartición del botín el narcofiscal misógino, puñetero, sobornable y farandulero ADRIÁN LÓPEZ SOLÍS, alias EL CHANGO LÓPEZ o EL TEPOCATO.

El CHANGO LÓPEZ supuestamente operaría el pago del secuestro con dicha cantidad de dinero e intercambiarlo por la vida de ABOUCHARD VALDÉS, pero en lugar de ello se repartió el dinero con los HERRERA TELLO.

El empresario está secuestrado desde hace un año y dos meses por un conocido cártel con presencia en la región oriente; el día de su levantón, acudió a una cita en el kilómetro 87 de la carretera federal Toluca-Morelia, para mostrar una bodega que poseía.

Durante meses, un mafioso de nombre ROMERO GONZÁLES, presunto miembro de la FAMILIA MICHOACANA, le había exigido que le rentara ese espacio; en cuanto ABOUCHARD llegó a su bodega a mostrarla, los sicarios de ROMERO lo subieron a un auto y le informaron que estaba secuestrado.

Para regresarlo a brazos de su familia, los supuestos criminales exigieron un rescate de 50 millones de pesos. La cantidad fue fijada por un sicario identificado como NELSON, quien luego fue capturado por EL TEPOCATO con el fin de desaparecerlo para que nunca revelara el paradero de ABOUCHARD VALDÉS.

Las investigaciones de la propia familia indican que el empresario podría encontrarse en un lugar llamado Caja de Agua, Estado de México, una zona peligrosa y remota de la región de Tierra Caliente, donde los cárteles cuentan con decenas de casas de seguridad.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *